Pioneros de la energía eólica: el aerogenerador de Gedser
Johannes Juul y las turbinas Vester Egeborg
Turbina Vester Egesborg El ingeniero Johannes Juul fue uno de los primeros alumnos de Poul la Cour en sus cursos para "electricistas eólicos" en 1904.
En los años 50, J. Juul llegó a ser un pionero en el desarrollo de los primeros aerogeneradores en el mundo de corriente alterna en Vester Egesborg, Dinamarca (57K, JPEG).
El aerogenerador de Gedser
Gedser
Gedser es una buena área con mucho viento, situada en el extremo sur de la isla de Falster en Dinamarca.La torre de hormigón del aerogenerador de Gedser sigue estando allí después de 50 años, aunque ahora está equipada con una moderna góndola de aerogenerador danés.
Dibujo de la turbina eólica GedserEl innovador aerogenerador de Gedser de 200 kW (35 K JPEG) fue construido en 1956-57 por J. Juul para la compañía eléctrica SEAS en la costa de Gedser, en la parte sur de Dinamarca.
La turbina tripala con rotor a barlovento, con orientación electromecánica y un generador asíncrono fue un diseño pionero de los modernos aerogeneradores, aunque su rotor con cables de acero parezca actualmente algo pasado de moda.
La turbina disponía de regulación por pérdida aerodinámica, y J. Juul inventó los frenos aerodinámicos de emergencia en punta de pala, que se sueltan por la fuerza centrífuga en caso de sobrevelocidad. Básicamente, el mismo sistema es hoy en día utilizado en las modernas turbinas de regulación por pérdida aerodinámica.
La turbina, que durante muchos años fue la más grande del mundo, fue increíblemente duradera. Funcionó durante 11 años sin mantenimiento.
Turbina Gedser El aerogenerador de Gedser fue reacondicionado en 1975 a petición de la NASA, que quería resultados de medición de la turbina para el nuevo programa estadounidense de energía eólica.La máquina funcionó durante pocos años para las mediciones de prueba antes de ser desmantelada. La góndola y el rotor de la turbina se exponen actualmente en el Museo de Electricidad de Bjerringbro (Dinamarca).
(Fotografías © Museo de Electricidad, Bjerringbro).
Las turbinas Nibe
Después de la primera crisis del petróleo de 1973, muchos países despertaron su interés en la energía eólica. En Dinamarca, las compañías de energía dirigieron inmediatamente su atención a la construcción de grandes aerogeneradores, al igual que sus homólogos de Alemania, Suecia, el Reino Unido y los EE.UU.
En 1979 construyeron dos aerogeneradores de 630 kW, uno con regulación por cambio del ángulo de paso , y el otro de regulación por pérdida aerodinámica . En muchos sentidos corrieron la misma suerte que sus colegas del extranjero, que eran incluso de mayor tamaño: Las turbinas resultaron extremadamente caras y, en consecuencia, el alto precio de la energía devino un argumento clave en contra de la energía eólica.
© Copyright 1997-2003 Asociación danesa de la industria eólica
Actualizado el 24 de julio 2003
http://www.windpower.org/es/pictures/juul.htm
Por favor espera...